War pie

Lento se muere por falta de prisa

Artemisa Téllez*

Warpie

Una familia norteamericana disfuncional, se reúne en torno al tradicional apple pie para festejar un cumpleaños. Mientras el único miembro varón se encuentra peleando en Vietnam, su abuela, madre, hermana y prometida se hacen trizas en una guerra intramuros no por ello menos devastadora.

Con estupendos vestuario y escenografía, esta obra nos invita a reflexionar sobre todo eso que entendemos por paz y lo que contribuimos para que sea una utopía cada día más inviable.

War pie
Hasta el 3 de agosto
Cada quince minutos a partir de las 21 hrs. los jueves y viernes, de las 20 los sábados y de las 19 los domingos
Adolescentes y adultos
Roble 3, Santa María la Ribers
$60

*Escribidora, tallerista y teatrohólica

¿Conoces a Aurora?

Todos mentimos…

Artemisa Téllez*

aurora

Para remediar un conflicto entre vecinos, un mediador debe entrevistar a una mujer que puede proporcionarle información acerca de la vida, obra y milagros de cuanta mujer vive en su edificio o cerca de él. A través de su testimonio conoceremos, más que a esas mujeres, su propia moral, su prejuicio y su incapacidad para llevar con ellas una relación cordial y respetuosa.

Bajo la dirección de Ludmila Bollati y la formidable actuación de Evangelina Martínez, esta obra original de Mariana Martínez, es una comedia que profundiza en el mandato cultural del odio entre mujeres de una manera refrescante y totalmente rompedora.

Los quince minutos mejor invertidos de la vida y una lección que nadie debería perderse.

¿Conoces a Aurora?
Hasta el 3 de agosto
Cada quince minutos a partir de las 21 hrs. los jueves y viernes, de las 20 los sábados y de las 19 los domingos
Adolescentes y adultos
Roble 3, Santa María la Ribera
$60

*Escribidora, tallerista y teatrohólica

Tres vestidas y… Abba

De desconocidas a enemigas hay un paso.

Artemisa Téllez*

tresvestidas

Dos drag queens y una vestida esperan su turno para un casting de comedia musical, en el ínter pasarán de desconocidas a enemigas, camaradas y cómplices; pelearán, se reconciliarán y hablarán de sus vidas y sus sueños.

Una obra intrascendente, pero divertida, llena de perreo, risas, decadente frivolidad y mucho, mucho confetti.

Tres vestidas
Hasta el 3 de agosto
Cada quince minutos a partir de las 21 hrs.
Adolescentes y adultos
Roble 3, Santa María la Ribera
$60

*Escribidora, tallerista y teatrohólica

Neva: una matrioska ficcional

Un juego actoral con buenos resultados.

Por Pablo Iván García (@garciapabloivan)*

neva

Neva es un río en el noroeste de Rusia, pero también se refiere -erróneamente- al verbo nevar en tercera persona. La ambigüedad es parte de la propuesta de este montaje del colectivo mexicano Bestias, donde atendemos a una anécdota sencilla: tres actores intentan realizar un ensayo mientras esperan la llegada de su director, en un teatro de San Petersburgo, a principios del siglo XX.

 

La metalepsis es una herramienta narrativa muy recurrente en la actualidad. Consiste en superponer distintos niveles de ficción en una misma historia. “Neva”, del escritor chileno Guillermo Calderón, bajo la dirección de Paulina Adame, hace uso de dicho recurso, lo cual resulta atractivo para el espectador.

 

Sobre el escenario se encuentra el personaje de Olga Knipper (interpretada por Bertha Vega), viuda del recién extinto Anton Chéjov -quien se volverá uno de los principales referentes de la literatura rusa-. De este modo, “Neva” transcurre sobre las disertaciones de la experimentada Olga con los jóvenes Aleko (Christian Diez) y Masha (Miranda Rinaldi); los tres ejecutan roles de la obra que está en proceso de estrenarse -“El jardín de los cerezos”-, además de improvisar otros papeles.

 

Aleko, por ejemplo, lleva a cabo un logrado monólogo, donde encarna a un personaje inspirado en los textos de otro monstruo literario: Fiodor Dostoyevski. La misma Olga no sabe si el monólogo ha sido actuado o es un discurso auténtico del muchacho. Este juego se repite en diversas ocasiones, en general con buenos resultados: el público olvida la historia de la cual está siendo testigo y entra sin problemas en distintas convenciones.

 

Sin embargo, “Neva” va mostrando poco a poco su endeble estructura. En su afán por mostrar situaciones casuales dentro de la anécdota, el libreto de Guillermo Calderón se percibe por momentos anticlimático, es decir: en vez de que el interés del espectador vaya en ascenso, éste decae durante la segunda mitad del espectáculo.

 

Las actuaciones son solventes, pero el juego basado en personajes que a su vez interpretan y juzgan a otros personajes, puede llegar a ser redundante. La obra definitivamente pierde fuerza en el momento en que su discurso deja de lado la ironía y, con aire de solemnidad, explora de forma anquilosada tópicos como la Revolución Rusa, así como ideas filosóficas relacionadas con la pertinencia del teatro como manifestación artística.

 

NEVA
Dramaturgia: Guillermo Calderón
Dirección: Paulina Adame
Con: Miranda Rinaldi, Bertha Vega y Christian Diez
Foro Shakespeare – Teatrino
Zamora 7, col. Condesa
Viernes 20:30 hrs.
(hasta el 26 de septiembre )

 

*Dramaturgo.

 

Donde van a morir los pájaros.

Una imperdible de la temporada y de la vida

Artemisa Téllez* (@artemisatellez)

dondeMorirPajaros

Dos hermanos, desde el principio de los tiempos, dos para acompañarse, para pelear el afecto, para ser puerto al cual llegar y trampa en la que caer. Dos, tan distintos que agreden, tan parecidos que confunden, tan íntimamente uno del otro que duele.

En un sótano lúgubre, Caín y Abel vuelven a encontrarse en medio de una guerra inexplicable y sin cuartel. Juntos rememoran sus años de infancia, sus juegos y deseos; su milenaria competencia por el amor y el reconocimiento de un padre cuyo hijo favorito es el menor.

Donde van a morir los pájaros explora en la problemática inherente a los lazos familiares de una manera profundamente entrañable, dolorosamente convincente, pero sobre todo bella, de modo que nosotros -espectadores y protagonistas del drama- no podemos más que entregarnos a su propuesta, sufrir y gozar con el encuentro y desencuentro de estos hermanos que podrían ser los nuestros, con esta tragedia que nos acecha, con esta herida originaria de donde provienen todas las demás.

Escrita y dirigida a la perfección por Javiera Núñez, esta puesta en escena es sin duda una de las imperdibles de la temporada y de la vida.

Donde van a morir los pájaros
Hasta el 29 de julio
Lunes y martes 20:30 hrs.
Centro cultural Carretera 45
Adolescentes y adultos
$160

*Escribidora, tallerista y teatrohólica

El amor de las luciérnagas: un viaje hacia el reconocimiento

Por Mireya Flores Marín* (@MireyaFloresM)

luciernagas

Reconocida por su autor y director Alejandro Ricaño como una obra que se apega al realismo mágico, “El amor de las luciérnagas”, desdibuja los límites de lo posible e imposible. María 1 (Sonia Franco), es desdoblada en otras Marías: María 2 (Ana Zavala) y María 3 (Sofía Sylwin), quienes nos hacen viajar por su memoria, hacia su pasado y origen.

Un inesperado acontecimiento lleva a María hacia la búsqueda de sí misma, tanto en un sentido físico como en un sentido espiritual. Estando en Noruega con el pretexto de olvidarse de Rómulo (Pablo Marín), quien fuera “el amor de su vida”, se enfrenta con un duplicado de ella misma, una mujer que no sólo posee una apariencia idéntica a la suya, sino que además comienza a apropiarse de su vida. Tener una doble la hace mirarse y entenderse, no es perfecta y nunca lo será: “¿Qué buscas en la noche con tu farola opaca?” repetirá citando a Pellicer.

En esta situación confusa y poco realista, mas no imposible en el teatro, María, acompañada de su alocada amiga Lola (Sara Pinet) se enfrenta al reconocimiento de sí misma. Viaja para encontrar a su otra yo, reapropiarse de su vida y recuperar a Rómulo, el amor intermitente cual brillo de luciérnaga. Cuando en el viaje conoce a Ramón (Hamlet Ramírez), laudero de jaranas, sentirá otra forma de amor, comprenderá que es tiempo de soltar, de concluir el viaje.

La narración, los saltos temporales, los juegos espaciales y los que ocurren entre la realidad y la ficción, dotan a “El amor de las luciérnagas” de un carácter literario, insertando en la cotidianidad de los personajes acontecimientos fantásticos y anormales que son aceptados como reales; la palabra y la narración tienen suma relevancia para construir los espacios y situarnos en el tiempo.

Es una obra con un ritmo ágil, con buen sentido del humor que acompaña la poética y profundidad de los diálogos. Visualmente es armoniosa, tanto en los movimientos sincronizados de los personajes, los cuadros que se construyen para narrar o representar una acción, como en los colores terrosos del vestuario y la iluminación. Además, tres maletas que acompañan a María en todos sus viajes, una silla, un teléfono, los múltiples focos que se prenden y apagan a lo largo de la trama, y que representan las luciérnagas con sus luces intermitentes, para iluminar el camino de quien busca el amor; son los elementos escenográficos que están siempre presentes para significar la historia, todo esto recrea un ambiente onírico en medio de la realidad.

Vayan al teatro y construyan su propio viaje.

 

El amor de las luciérnagas
Autor y director: Alejandro Ricaño
Con: Sonia Franco, Ana Zavala, Sofía Sylwin, Sara Pinet, Hamlet Ramírez, Pablo Marín y Miguel Romero
Teatro Helénico
Del 11 de junio al 20 de agosto
Miércoles 20:30 hrs.
Duración 80 minutos
Costo: $150 MXN.

*Mireya Flores es Máster en Artes Escénicas por la Universidad de Vigo en España, posee un posgrado en Políticas y Gestión Cultural con la especialidad en Producción y Difusión de Espectáculos Escénicos por la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM); es Licenciada en Ciencias de la Cultura por la Universidad del Claustro de Sor Juana. Además, tiene formación en danza y en teatro.

¿Cuál es la mejor droga para mí?

Por Mireya Flores Marín*
(@MireyaFloresM)

drogaparami

“¿Cuál es la mejor droga para mí?” nos presenta a manera de conferencia y de testimonio, la vida de una adicta. Hanna es una mujer de clase media, casada y con un hijo; parece tener una vida simple, la de cualquier ama de casa que sirve y procura el bienestar de su familia, pero, qué mayor responsabilidad que ésta. A partir de sus experiencias, Hanna nos habla, cara a cara, sobre drogas, cuál es su composición química, las consecuencia fisiológicos que conllevan su consumo, sus agradables efectos, las reacciones secundarias y lo difícil que es enfrentar la abstinencia; cómo son vistas socialmente, dónde conseguirlas, lo que su mercado implica a nivel económico y político, y todo lo que no se dice al respecto.

Hanna opta por consumir éxtasis para sobrellevar el tedio de su vida hogareña, después vendrán otras drogas y entre más consume, su realidad se vuelve intolerable; de alguna manera y lejos de lo que podría creerse, las drogas le permiten tomar conciencia de lo que quiere y no quiere, del vacío en su vida y de la represión en su entorno, por ello la abstinencia es insoportable, pues insoportable es sobrellevar la vida, y la de una sociedad de frívolas exigencias.

“¿Cuál es la mejor droga para mí?” es una puesta en escena ágil, escrita por Kai Hensel, dirigida por Aracelia Guerrero e interpretada por María del Carmen Félix y Leopoldo Bernal, quienes contextualizan esta dramaturgia alemana en el escenario mexicano. La obra se sostiene en la teatralidad para hacer presente aquello que no está pero que con la sugerencia, el guiño, aparece ante nosotros espectadores, involucrados en la vida de una mujer que nos abre la puerta hacia sus adicciones, hacia sensaciones placenteras que nos harán sentir cerca de la felicidad. ¿Acaso no es esto lo que se busca al consumir drogas?

Ésta es una obra que deja de lado todo discurso moralista respecto a las drogas. El montaje opta por ser franco, es una invitación a la información, a decidir y tomar responsabilidad sobre ello. De manera muy directa confronta al público con esta realidad, donde el consumo de drogas no es más que uno de los tanto efectos de una sociedad desmoronada. Así que, vayamos al teatro y continuemos la reflexión sobre este tema.

¿Cuál es la mejor droga para mí?
Autor: Kai Hensel
Dirección: Aracelia Guerrero
Elenco: María del Carmen Feliz y Leopoldo Bernal
Viernes 20:30 hrs.
Hasta el 01 de agosto 2014
Foro La Gruta del Centro Cultural Helénico
Foto: Ulises Ávila

*Mireya Flores es Máster en Artes Escénicas por la Universidad de Vigo, España; tiene un posgrado en Políticas y Gestión Cultural con la especialidad en Producción y Difusión de Espectáculos Escénicos por la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM); es Licenciada en Ciencias de la Cultura por la Universidad del Claustro de Sor Juana. Además, tiene formación en danza y en teatro.

Una historia del diablo, una historia de nosotros mismos

Por Pablo Iván García (@garciapabloivan)

Una Historia Del Diablo
Con una gran presencia escénica, Tato Alexander conduce este monólogo escrito por el dramaturgo norteamericano Don Nigro, cuya narración en forma thriller nos lleva a explorar la figura del demonio como parte de nuestra identidad.

Montada en un pequeño espacio del Foro Shakespeare -bautizado como Caja Fuerte-, lo que caracteriza a esta obra es la diversidad de trazos y tareas escénicas que lleva a cabo la protagonista, al interior de una habitación con 20 espectadores sentados hombro a hombro.

La proxemia entre Alexander y el público genera intimidad y complicidad. Una Historia del Diablo plantea, en principio, el conflicto de una mujer que busca explicaciones para algunos sucesos de su vida cotidiana.
Entre otros autores, Carl Jung encontró más similitudes que diferencias entre las figuras del dios y el demonio judeocristianos. Este montaje pone en entredicho dichas distinciones y hace hincapié en la búsqueda de la maldad al interior de nosotros mismos.

Conforme avanzan las escenas, pasamos de las pesquisas que lleva a cabo una mujer asediada por la sospecha, a la exploración de una hija sobre la compleja relación con sus padres y el modo en que los descendientes recrean -casi siempre- las tragedias de sus progenitores.

“El sacrificio con sangre es la única verdad de la religión”, afirma la chica en estado de éxtasis. Expuesto a momentos de intensidad dramática, el público se divierte también con diálogos plagados de ironía, puestos en boca de una actriz que tiene tal vez mayor veta para la comedia, pero que sin duda atrapa al espectador de principio a fin, en una obra oscura y, hasta cierto punto, transgresora.

Una historia del diablo
Dramaturgia: Don Nigro
Dirección: Itari Marta
Con: Tato Alexander
Foro Shakespeare
Zamora 7, Condesa
Viernes 20:45, sábados 20:30 y domingos 18:30 hrs

Vuelve cuando hayas ganado la guerra

Por Mireya Flores Marín (@MireyaFloresM)*

VUelve

Escrita y dirigida por Bárbara Colio “Vuelve cuando hayas ganado la guerra” pone en escena la indiferencia como síntoma común entre los jóvenes respecto a la política, la sociedad y la humanidad; por tanto, qué sentido tiene una guerra y sobre todo para qué luchar contra ella, si todo ha de continuar igual. Así, a través de los personajes nos muestra una humanidad intolerante, racista, apática, temerosa y solitaria; pues, siempre resulta más sencillo criticar, huir, culpar e ignorar al otro, que mirar hacia uno mismo y librar tu propia guerra.

El reencuentro entre dos hermanos, cuates, es el motivo para congregarnos una noche en casa de Ofelia (Karina Díaz); un pequeño departamento en la Ciudad de México, donde “se vive bien”, esto pese a tener que lidiar con las constantes marchas y protestas -contra las mismas cosas de siempre- que se realizan en las calles, justo debajo de donde ella vive.

Miguel (Alejandro Morales), hermano de Ofe, ha vuelto desde España para la exposición de su obra en una importante galería; sin embargo, algo ocurre esa noche que en medio de la inauguración tienen que salir corriendo. Javier (Pedro de Tavira Egurrola) amigo de Ofe y quien curiosamente nunca la deja sola, ayuda a los dos hermanos a escapar del acoso de la prensa.

Ya en casa, acompañados de vino y entre conversaciones que se enciman una sobre la otra, e historias que se cuentan más de una vez, se hace evidente el distanciamiento entre Ofe y Miguel. Javi trata de ser el conciliador, pero, él también tiene sus conflictos porque “estar aquí no es volver, nosotros estamos aquí y no somos los mismos”.

“Vuelve cuando hayas ganado la guerra”, sin ser pesimista, nos habla de tener el valor de dejar el pasado atrás, curar las heridas, y enfrentar las batallas que se han postergado, sólo así es posible el reencuentro con uno mismo, con el otro y con los demás.

Dramaturgia y dirección: Bárbara Colio
Elenco: Alejandro Morales / Karina Díaz / Pedro de Tavira Egurrola.
Diseño de espacio e iluminación: Edgar Sánchez y Bárbara Colio.
Escenofonía: Pedro de Tavira Egurrola
Temporada: del 4 de junio al 27 de agosto los miércoles a las 21:00 horas
Espacio Urgente 1 del Foro Shakespeare
Duración 75 minutos
Cupo limitado. Contacto: reservasparalaguerra@gmail.com
Boletos en taquilla y sistema Ticket Master

*Mireya Flores es Máster en Artes Escénicas por la Universidad de Vigo en España, posee un posgrado en Políticas y Gestión Cultural con la especialidad en Producción y Difusión de Espectáculos Escénicos por la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) y la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM); es Licenciada en Ciencias de la Cultura por la Universidad del Claustro de Sor Juana. Además, tiene formación en danza y en teatro.

Poses para dormir: Cuatro soledades en desvelo

Por Mireya Flores Marín* (@MireyaFloresM)

poses
Con cuatro personajes ciertamente complejos se hila la trama de esta onírica obra; Nadia (Edurne Ferrer) es piromaniaca, se le acusa de haber incendiado la casa donde vivían sus padres, por ello huye a otro país de la mano de Bruno (Luis Ernesto Verdín) un piloto aviador suplente. En ese país extranjero la vida parece distinta y pese a que se habla el mismo idioma a veces resulta incomprensible, así, como en un sueño. En el departamento contiguo viven Jota (Dettmar Yañez ) un supuesto escritor de pornografía, y su hija Tao (Tae Solana Shimada) una joven soldado.
La vida de estos personajes se cruza por un pequeño y gracioso incidente, así, dos cartas que son entregadas equívocamente nos revelan que entre éstos existen más aproximaciones que las que implican coincidir de nombre: miedos, insatisfacción, angustia, deseos, obsesiones y una negada y latente soledad que los empuja a encadenar su vida a la del otro.
Desde el interior del edifico, donde habitan estos personajes, podemos percibir un ambiente de violencia y caos que predomina en las calles, parece ser el fin del mundo o un sueño más que se funde con la devastada realidad de Nadia, Bruno, Jota y Tao, cuya relación oscila entre lo sexual y lo fraternal.
“Poses para dormir o la inevitable certeza de estar solos” nos habla de la complejidad de las relaciones humanas, donde a veces sólo interesa estar acompañado, llenar ese insoportable vacío sin importar el contenido; sin embargo, es justo en nuestra relación con el otro cuando podemos llegar a sentir más la soledad o la incomodidad de estar donde no queremos.
Se trata de una obra con cierto humor negro, con absurdos, donde la desesperanza desdibuja la línea entre los sueños y la realidad; los personajes no son felices, más les valdría soñar y ahí construirse una vida mejor. Asimismo, es una obra compleja donde siempre habrá espacio para el subtexto, por lo tanto, cabe resaltar el trabajo actoral y la dirección escénica, pues no permiten que la obra se vuelva pesada, al contrario, atrapa y envuelve en ese estado onírico de quien sueña con el fin del mundo; por otra parte, las actuaciones son destacables ya que cada personaje está bien y detalladamente perfilado, se encarnan atinadamente modos distintos de ser en soledad y de ser humanos con todas los matices que esto implica.
“Poses para dormir o la inevitable certeza de estar solos” puede llegar a ser abrumadora, pues muestra de manera aguda la soledad de cuatro personajes con quienes podemos llegar a compartir miedos, angustias frustraciones y demás; pero también da espacio a los sueños, a nuestra capacidad de imaginar, recrear, pensar y decidir la vida que queremos.

Poses para dormir o la inevitables certeza de estar solos
Autor: Lola Arias
Dirección: Leticia Huijara
Elenco: Edurne Ferrer / Luis Ernesto Verdín / Dettmar Yañez / Tae Solana Shimada
Foro La Gruta del Centro Cultural Helénico (avenida Revolución número 1500,
colonia Guadalupe Inn)
Martes 8:30 hrs.
Hasta el 5 de agosto.